Blog Page Title

CONSEJO DE LA JUDICATURA CAPACITA A NIVEL NACIONAL A JUECES Y FISCALES PARA COMBATIR LA USURA

Las víctimas de la usura contarán con jueces y fiscales mejor preparados para detectar este tipo de delito y resolver los problemas de la ciudadanía en este tema. Este viernes 20 de diciembre, cerca de 500 operadores de justicia  iniciaron el Segundo Taller de Estrategias Interinstitucionales para combatir el chulco en el Ecuador.

El vocal del Consejo de la Judicatura, Néstor Arbito, al inaugurar este evento, aseguró que en el país existe un compromiso de lucha contra la usura, por lo que exhortó a los asistentes a realizar “un trabajo coordinado para identificar este problema”, sin descuidar ninguna de las aristas que lo componen.

La usura no solo implica el abuso en el cobro de intereses sino que está relacionada con otras faltas como “delitos contra la vida, atentados, extorsión y abuso de las personas”, explicó el Vocal, al señalar que el Consejo de la Judicatura está diseñando todas las estrategias para que el imperio del Derecho sea un sistema de protección del ciudadano y no una herramienta de personas inescrupulosas.

Desde que inició la campaña de combate a la usura, en julio de este año, la Función Judicial recibió cerca de 600 casos por este delito, mientras que la línea telefónica 1800 DELITO receptó 4800 denuncias. “En el 85% de los casos no se ha pagado ninguna recompensa. La ciudadanía realiza estas denuncias debido a la crítica situación que atraviesa frente a los usureros”, explicó el Ministro del Interior, José Serrano.

Serrano invitó a los presentes a realizar un trabajo “más estrecho” para prevenir estos delitos, detener a los delincuentes y dar seguimiento a la crítica situación de las víctimas.

El juez de la Corte Nacional de Justicia, Merck Benavides, capacitador en este taller, explicó que el trabajo en contra de la usura no solo está en manos de los jueces, sino de todas las instituciones que integran la Función Judicial, entre ellas la Fiscalía y la Defensoría Pública, para lo cual es necesario capacitar a jueces y fiscales, quienes son los primeros en conocer este tipo de casos.

La usura se puede extender, dijo, a delitos como el lavado de activos, narcotráfico, extorsión y otros internacionales. Por tanto, la ciudadanía debe tener mucho cuidado con estos préstamos y más aún cuando le exigen la firma de documentos como letras de cambios, pagarés, cheques, promesas de compra venta y hasta escrituras.

La capacitación de los jueces y fiscales se realizó simultáneamente, en Quito, Guayaquil, Cuenca, Ambato, Portoviejo, Ibarra y Loja.