Blog Page Title

En Distrito 8 hay reclamos por desperdicio de colación

gg13b260814photo01
“¡Que se vaya!”, “¡Que se vaya!,” era el grito de un grupo de padres de familia indignados en el campamento educativo Bernardita Correa Delgado, en la cooperativa La Carolina, sector de Monte Sinaí, noroeste.

Los representantes de los estudiantes responsabilizan a la directora del establecimiento de haber supuestamente dejado caducar productos que conforman la colación escolar que entrega el Gobierno.

Y fueron los propios padres quienes la noche del pasado viernes hallaron paquetes de galletas arrojados en el pozo séptico del plantel, cuyas aulas son prefabricadas y el cerramiento tiene planchas de zinc.

Tras el hallazgo, los representantes dijeron que constataron en el empaque de algunas galletas que el tiempo de consumo había expirado. Por eso su coraje, pues, según ellos, hace tres meses los menores no recibían la colación escolar con el argumento de que los productos no llegaban.

“Lo que pedimos es la destitución de ella. No la queremos como directora”, señaló Éricka González, presidenta del comité de padres de familia.

La mañana de ayer, con resguardo policial, funcionarios del distrito educativo número 8, Monte Sinaí, al que pertenece el campamento, acudieron al plantel para investigar el caso.

“Hay algunas novedades con respecto a las colaciones escolares que han recibido los niños. Todo eso lo estamos tratando de investigar”, expresó Gina Ramírez, directora distrital.

Mientras los funcionarios inspeccionaban el centro educativo un camión se encargaba de drenar el pozo séptico. Ramírez prefirió no adelantar si se había encontrado allí la colación escolar.

Dijo que hasta que no haya una resolución, la directora seguirá en sus funciones y llamó a la calma a los padres de familia.

Según la Ley de Educación, agregó, hay un plazo de 90 días para resolver la situación.

Carlos Landívar, padre de familia, se quejó de que a los menores los manden a comprar fuera de la institución educativa en horas de clase.

“Querían vender hasta los uniformes”, cuestionó.

La directora estuvo en el interior del plantel, pero no quiso referirse al tema.

Detalles
OTROS Problemas

Aguas servidas
En el campamento Tránsito Amaguaña construido en este periodo lectivo, en el sector de la cooperativa Balerio Estacio, de un tanque plástico enterrado, que sirve como pozo séptico, rebosan aguas servidas.

Malos olores
La situación produce malos olores que se perciben cerca de la institución educativa, pues los desechos líquidos fluyen alrededor del campamento. Según los padres de familia y vendedores, la situación lleva mucho tiempo. Por ello piden a las autoridades del Distrito 8, Monte Sinaí, al que pertenece el plantel, que se haga el respectivo drenaje.

http://www.eluniverso.com/