Blog Page Title

Niño grave al caer pared de escuela en Manabí

pr06a180914photo03

La caída de una pared de un centro educativo ubicado en la parroquia 4 de Diciembre, kilómetro 40 de la ruta al cantón El Carmen, dejó ayer heridas en tres estudiantes.

Las víctimas son alumnos de la unidad educativa 5 de Junio, informó Jorge Mero Oña, director distrital de Educación en El Carmen.

El suceso ocurrió aproximadamente a las 10:20, cuando la pared de un aula abandonada se derrumbó e hirió a los niños que se encontraban en hora de recreo.

Los tres estudiantes fueron trasladados por los docentes al hospital del cantón El Carmen, donde fueron atendidos en el área de Emergencia.

Dos estudiantes de 7 y 8 años, de segundo y tercer año de educación básica, resultaron con golpes leves y recibieron el alta de inmediato.

Sin embargo, un menor de 7 años resultó con una herida en el cráneo y fue trasladado en una ambulancia hasta una casa de salud en la provincia de Santo Domingo de los Tsáchilas, donde recibió atención médica, señaló el funcionario.

Posteriormente, por pedido de sus familiares, el niño fue trasladado al hospital Verdi Cevallos Balda de la ciudad de Portoviejo, en condiciones estables. “Incluso conversó con su mamá”, agregó Mero.

Las autoridades superiores de Educación de Manabí prefirieron evitar entrevistas con los medios de comunicación, respecto del suceso.

No obstante, padres de familia del plantel aseguraron que técnicos del Distrito de Educación que prefirieron el anonimato les indicaron que la pared no había sido demolida porque, supuestamente, se estaba siguiendo un respectivo proceso, ya que se va a construir un nuevo pabellón.

Los padres de familia se mostraron muy contrariados con las autoridades educativas, ya que consideran que estas debieron actuar con tiempo para evitar el colapso de la pared y no esperar a que suceda un accidente como el de ayer.

En el lugar también se hicieron presentes personal de la Policía Nacional, Bomberos, Fiscalía y del Ministerio de Salud Pública (MSP), para informarse del acontecimiento que alarmó a los habitantes de los alrededores de la escuela.

Las clases quedaron suspendidas tras el accidente para recoger los escombros, pero se reanudan hoy normalmente.

En la unidad educativa 5 de Junio estudian aproximadamente 930 estudiantes, 600 en la sección matutina y 320 en la vespertina.

http://www.eluniverso.com/