Blog Page Title

Correa: “No permitiremos que nos roben el 1 de mayo”

El presidente Rafael Correa calificó como “muy satisfactorio” el viaje que realizó para reunirse con el papa Francisco en El Vaticano y participar en una conferencia como único Jefe de Estado invitado, donde expuso las propuestas de Ecuador en la lucha contra el cambio climático.

“Ha sido un viaje muy satisfactorio, de mucha alegría, de mucha esperanza”, sostuvo el Mandatario en una rueda de prensa esta mañana en Quito tras retornar de Roma.

Correa destacó, además de la audiencia con el Papa, la oportunidad de “aportar algo a esta lucha proletaria contra el cambio climático, este gran desafío de la humanidad (…), más aún de un país pequeño como Ecuador, antes no se lo tomaba en cuenta y ahora se lo invita especialmente a esta cumbre, quiere decir que algo está cambiando”.

El Presidente dijo tener “mucha esperanza de que pronto la lógica, la voz, la razón de Ecuador sea escuchada. Es cuestión de poder, pero algunas veces el clamor de justicia es tan fuerte, la lógica es tan fuerte que vence incluso a los más grandes poderes. Entonces, tengo esperanza que pronto estas iniciativas tengan mucho más apoyo y cambien radicalmente las cosas”.

“Así como para erradicar la pobreza tan solo se requiere mayor justicia social, para evitar el cambio climático tan solo se requiere mayor justicia ambiental”, apuntó.

Audiencia con el Papa Francisco

Respecto a su encuentro con el papa Francisco, el Presidente dijo que la agenda de la visita del Santo Padre al país- prevista para el 6, 7 y 8 de julio- está “muy avanzada”, pero por cuestiones de seguridad y protocolarias, sobre todo del Vaticano, no pueden ser todavía anunciadas. Reiteró que estas serán informadas al público a mediados del mes de mayo.

Ante la pregunta de un periodista sobre la posibilidad de decretar un feriado o jornada especial para facilitar la movilización de la comitiva y fieles, Correa manifestó que “tenemos que estudiarlo (…) Pero muy probablemente podremos hacer aquello en la ciudad donde se encuentre el Sumo Pontífice, en Guayaquil o Quito, pero hay que estudiarlo un poco más”.

Marcha 1 de mayo

Durante la rueda de prensa, el presidente Correa se refirió a la marcha del 1 de mayo, en donde “se demostrará con quién está la inmensa mayoría”.

“No permitiremos que nos roben el 1 de mayo, el 1 de mayo es de todos los trabajadores”, sostuvo el Mandatario al referirse a “toda una dirigencia anacrónica, anclada décadas en ciertos grupos laborales y en el pasado”.

“No tiene nada nuevo en su discurso, es lo mismo, oponerse a todo, todo el tiempo. Y sencillamente porque no hemos claudicado a sus presiones y buscamos el bien común. Gracias a Dios está surgiendo una nueva dirigencia sindical”, sostuvo Correa.

Explicó que en la Ley de Justicia Laboral hay reformas a la manera de elegir dirigentes y de allí la resistencia de algunos. Recalcó que ahora el voto debe ser secreto, puede votar gente que no es parte de lo sindicatos, se democratiza muchísimo más la elección de los dirigentes laborales, y están en peligro los eternos cargos de ciertos dirigentes, entonces de allí viene gran parte de la oposición”, sostuvo.

“Nosotros somos el gobierno de los trabajadores, nadie ha hecho más que nosotros”, subrayó el Mandatario al reiterar que “no nos vamos a dejar robar el 1 de mayo”.

“Cuando se analice la historia se van hasta reir cómo ciertos grupos sindicales se oponían a nuestro gobierno después de todo lo que hemos hecho”, añadió Correa al recordar los logros en materia laboral bajo su administración. Mencionó así el salario de la dignidad, una iniciativa de Ecuador admirada en el mundo entero, la eliminación de la tercerización, el contrato por horas, la reciente eliminación del contrato a plazo fijo, aumento de los salarios básicos, y la incorporación de centenas de miles de trabajadores al seguro social.

El Jefe de Estado también manifestó que ciertos sectores de la oposición buscan provocar, romper descaradamente la ley generando rumores para generar pánico financiero. “La receta, el manual lo sabemos de memoria, pero vamos a demostrar que somos más”, dijo.

“Ahora dicen que ellos no marchan por competencia, pero eso es lo que estaban haciendo”, apuntó Correa. Añadió que “una de las cosas que le vamos a decir a nuestros militantes y simpatizantes el 1 de mayo, (es) no dejarse ganar la guerra psicológica, no nos han bajado un punto esta gente”.

En ese sentido, el Presidente indicó que en “la última encuesta nos dan 74 y 76 por ciento de apoyo, “pero con sus medios de comunicación y como pertenecen a las mismas argollas”, deliberadamente quieren hacer creer que son la mayoría.

Sobre la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Correa manifiestó que “el CUT no es afín del gobierno, sino de los trabajadores, es afín a la verdad”. (I)

http://www.telegrafo.com.ec/