Blog Page Title

Univisión rompe con Miss Universo por los insultos de Donald Trump a los mexicanos

La principal cadena hispana de televisión de los EEUU ya no transmitirá el certamen, propiedad del empresario. También renunciaron Cristian de la Fuente y Roselyn Sánchez, la dupla conductora de este año.

La cadena de televisión Univisión anunció este jueves que no transmitirá el concurso Miss USA el 12 de julio ni otro evento relacionado con Miss Universo.

La principal cadena hispana de la televisión estadounidense rompió su relación con la Organización Miss Universo tras los comentarios despectivos que hizo Donald Trump sobre los latinos.

Hoy, la división de entretenimiento de Univision Communications Inc., anunció que la empresa está poniendo fin a su relación comercial con la Miss Universe Organization, que pertenece en parte a Donald J. Trump, como consecuencia de sus comentarios ofensivos sobre los inmigrantes mexicanos”, indicó la cadena en un comunicado.

LEA MÁS: La Corte Suprema de EEUU avaló los subsidios fiscales del “Obamacare”

LEA MÁS: EEUU sobre el proceso de paz en Colombia: “Está en una fase crítica”

LEA MÁS: Israel puede hackear y detener cohetes de alta tecnología de Hezbollah

“En Univisión, vemos de primera mano la ética laboral, amor por la familia y sólidos valores religiosos de los inmigrantes mexicanos y estadounidenses de origen mexicano, como también el importante papel que han tenido y siguen teniendo en forjar un futuro para nuestro país. No trasmitiremos el concurso Miss USA el 12 de julio ni trabajaremos en ningún otro proyecto asociado a la Trump Organization”, añadió.

Durante su primer discurso como precandidato presidencial, Trump acusó la semana pasada a los inmigrantes latinos de traer drogas, crimen y violadores a Estados Unidos.

La actual Miss USA, Nia Sánchez, se identifica como en parte mexicana y en parte alemana en su biografía en el sitio web del concurso.

El famoso programa que reúne a las mujeres más bellas también se quedó sin su dupla conductora. Luego de los ofensivos comentarios del multimillonario precandidato a la presidencia por el Partido Republicano, Roselyn Sánchez y Cristian de la Fuente, ambos de origen latino, decidieron no participar del ciclo televisivo.

El conductor y productor chileno utilizó su cuenta de Facebook para difundir su decisión.

“Como latino no puedo trabajar en un evento asociado a su nombre… las declaraciones que hizo contra los mexicanos, contra los inmigrantes, demuestran que es un ignorante”, lanzó De la Fuente.

“Es inaceptable que se lance a la presidencia creando una retórica de odio y discriminación al tildar a los mexicanos de narcotraficantes y violadores… Es una pena que una institución tan importante como MISS USA este hoy en manos de un payaso”, agregó.

Sánchez, en tanto, siguió los mismos pasos de quien iba a ser su compañero de conducción.

“Es una decisión colectiva con mi equipo de trabajo. Desde que vi el discurso de Trump, como latina se me hizo un nudo en el estómago. ‘Tiene que ser una broma’, pensé. Es muy triste”, expresó la estrella a la agencia AP.

“Estaba muy ilusionada y honrada con la posibilidad de que me hayan invitado, pero como latina se me hace inconcebible, no puedo faltarle así el respeto a la gente”, añadió.

Nia Sánchez, ganador del Miss USA 2014

El cantante colombiano J Balvin, por su parte, también canceló su actuación en el concurso Miss USA.

El artista pidió a la organización Miss Universo que su nombre fuera retirado de los anuncios de los participantes en la transmisión, señaló el miércoles el vocero de Balvin en un comunicado por escrito.

“En un principio, cuando J Balvin fue invitado a actuar en la próxima emisión de Miss USA, estaba muy agradecido por la oportunidad de compartir su música con el público de una cadena nacional de televisión de Estados Unidos”, señala el comunicado.

“Sin embargo, su conciencia ya no le permite aceptar participar en un acto supervisado por y que crea un beneficio para Donald Trump, mientras el señor Trump ataca a la trabajadora comunidad de inmigrantes latinos con una retórica política de odio”.