Blog Page Title

Un nuevo parque, deportes y playas ofrece Esmeraldas

Esmeraldas suma un nuevo atractivo para los turistas que visitan esta provincia en estos días. Por ejemplo, en el cantón Atacames ya abrió sus puertas el nuevo complejo acuático y de estilo jurásico llamado Aqua Park El Surillal, a 5 minutos del malecón de la playa de Atacames, en el paso lateral hacia Súa, a la altura del triángulo.

Entre las grandes figuras que dan la bienvenida a los turistas están un tiranosaurio Rex y un dinosaurio vegetariano, de 30 metros de altura.

Este parque acuático tiene 4 piscinas. Una de estas es de 50 metros de largo por 35 metros de ancho, y en medio de la misma hay una figura en tamaño real de una ballena orca.

Al parque lo adornan un elefante, un tigre dientes de sable, iguanas y una réplica del arca de Noé, en tamaño real. Hay una piscina que traslada al visitante al Ártico por las figuras de osos polares, focas y morsas, que decoran el área.

Gustavo Porras es el mentalizador de este proyecto. Cuenta que su familia, oriunda del cantón Salcedo, en Cotopaxi, tiene una hostería similar en su ciudad natal.

“Al turista le encanta la playa, pero me di cuenta que en Esmeraldas no hay otras alternativas de diversión. Entonces nació la idea de hacer este parque temático y acuático, hostería, restaurante y hotel, todo en un mismo lugar”, dice.

Otro sitio de diversión del complejo es la réplica de la ciudad de Los Picapiedra. Ahí aparece el llamado troncomóvil. Y en cada casa funciona un bar para los visitantes. A un costado está el bosque donde habita Blancanieves y los 7 enanitos, cuyas figuras de este cuento aparecen en tamaño real. También hay espacio para la villa de Los Pitufos, serie de TV.

El lugar tiene capacidad para 3.000 personas, según Porras. En los dos restaurantes se atiende bajo la modalidad de tenedor libre, por el que se paga una sola tarifa y se consume lo que el cliente pueda.

Otras alternativas en Esmeraldas son los balnearios de Atacames, Tonsupa y Súa. Aquí se ofrecen juegos recreativos a orillas del mar, aeróbicos, bailoterapia, artesanías, comida típica y juegos deportivos.

En esos balnearios también se ofrecen paseos en lancha, en los cuales se divisan más atractivos como La Bocana, el estuario del río Atacames, el peñón de Súa y otros.

En la zona norte están los balnearios Camarones, Las Peñas, Rioverde y otros. Vuelta Larga de Rioverde, por ejemplo, es la sede del cebicangre, plato típico de la zona.

Los costos de hospedaje y alimentación varían dependiendo del lugar. En Atacames hay habitaciones desde $ 10 por persona. A Esmeraldas se accede por carretera desde cualquier punto del país. (I)

http://www.eluniverso.com/