Blog Page Title

La muerte acecha

“Los políticos pueden condenarse a sí mismos con sus payasadas, pero no tienen derecho a condenar a nuestros hijos, a nuestros nietos”.

Así es, la muerte acecha y, sin embargo, no le damos importancia al asunto. Esta semana La Casa Blanca publicó un segundo estudio sobre el cambio climático y, entre muchísimas conclusiones destacadas, dice que por esa razón se esperan en el país al menos 11.000 muertes prematuras para el año 2030. Eso será apenas en 14 años.

Dice que entre 1995 y 2011, más de 6.8 millones de niños se han visto afectados de asma y la cifra tiende a aumentar considerablemente. Pero este es tan solo un ejemplo de cómo los cambios en el clima afectarán la salud de los humanos en los próximos años, sus vidas, sus costumbres. Si continuara dando ejemplos no acabaría. En el 2014, y está documentado, en tan solo el estado de California, murieron 12 millones y medio de árboles. En menos de dos décadas, los humanos tendremos posiblemente que usar ropa térmica para poder salir a las calles en la época de verano.

Coincidencialmente, sumado al estudio publicado por el gobierno, esta semana también se lanzó una campaña mundial para hacer tomar conciencia a gobiernos y a la población en general, acerca del problema.

Pero estos temas no son de interés para la prensa; la mayoría de mis colegas periodistas los encuentran aburridos, no aportan audiencia (rating). Y, por ello, la humanidad sigue sin tomar conciencia.

Peor aún, el tema del cambio climático se ha convertido en el “tira y encoge” de la actual campaña presidencial en Estados Unidos. Veamos en parte lo que dicen los aspirantes más opcionados, con palabras textuales:

Donald Trump: “El cambio climático no es una cuestión de creencia. Es ciencia. Y la ciencia tiene la característica increíble que es real ya sea que lo creas o no”. “Quizás haya un efecto mínimo, pero no soy un gran creyente en el cambio climático causado por los humanos”.

Ted Cruz: “Hoy en día, los alarmistas del calentamiento global son el equivalente de quienes sostenían que la Tierra era plana. […] A los alarmistas del calentamiento no les gusta contemplar los hechos. Los datos obtenidos mediante satélite demuestran que no ha habido un calentamiento significativo durante los últimos 17 años. Los modelos computacionales predijeron un calentamiento significativo, y sin embargo, los datos de satélite muestran que no está sucediendo”.

Hillary Clinton: “No podemos negar el cambio climático. Si le preguntan a la mayoría de los candidatos republicanos acerca del tema, dirán: Discúlpenme, pero no soy científico. Miren, tampoco soy científica. Soy una abuela con dos ojos y un cerebro. […] Instalaremos paneles solares de más de 500 millones de dólares. Espero que el país aumente el uso de otras energías renovables, no convencionales”.

Bernie Sanders: “El cambio climático es la mayor crisis planetaria que enfrentamos. Nuestros niños y sus niños merecen una lucha sin descanso contra quienes ignoran o niegan el cambio climático”.

En diciembre pasado tuvo lugar en París la Cumbre de Cambio Climático, considerada una de las más importantes de la historia. Allí estuvo el presidente Obama quien ha demostrado tener conciencia amplia sobre el problema. Pero para Donald Trump: “Esas prioridades del presidente son ridículas”. El exprecandidato Mike Huckabee llegó a decir: “Estados Unidos necesita un comandante en jefe, no un meteorólogo en jefe”. Y así por el estilo, los republicanos han atacado el tema sin consideración. Son la negación a la verdad de miles de científicos serios y de prestigio, y de entidades mundiales con estudios sobre el tema.

Está claro que ambos partidos tienen posiciones antagónicas. Los políticos pueden condenarse a sí mismos con sus payasadas, pero no tienen derecho a condenar a nuestros hijos, a nuestros nietos, a nuestros herederos en general. Tomemos conciencia, leamos un poco y pregonemos los planes que cada comunidad, cada familia, cada individuo, cada gobierno responsable, debe poner en práctica para luchar contra el mal del milenio llamado “calentamiento global”.

Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es). Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

FUENTE UNIVISION