Blog Page Title

Tormentas eléctricas atemorizan y continúan con fuerte invierno

Llovía y el rugido de los truenos acompañado de destellos, de relámpagos, generaba un ambiente tenebroso en la ciudad, la tarde y noche del domingo.

En el sur, la precipitación empezó a las 16:00, cuando calles de las ciudadelas Huancavilca sur, La Floresta y de otros barrios del sector aún estaban anegadas por la lluvia nocturna del sábado. Mientras, en el norte llovió antes de las 20:00.

El Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (Inamhi) registraba hasta ayer que en la ciudad el acumulado de lluvias está en 536,3 milímetros. El 58,86% más del promedio histórico normal de marzo fijado en 315,7 mm.

Desde las 07:00 del domingo hasta las 07:00 de ayer se registraron lluvias de carácter débil a fuerte. La mayor precipitación fue en el oeste, donde la estación Puerto Hondo marcó 47,8 milímetros, según el Instituto de Meteorología.

De acuerdo con informes de las instituciones meteorológicas, la estación lluviosa persiste, por lo que en el país se prevén episodios de precipitaciones entre moderadas y fuertes acompañadas de tormentas eléctricas y ráfagas de viento.

Esto, principalmente en la zona centro, sur e interior de la región Litoral. En el callejón interandino se prevén lluvias de intensidad variable, y en la región Oriental, lluvias entre ligeras a moderadas.

A nivel nacional la estación lluviosa ha destruido 44 viviendas y causado daños en otras 2.961, según la Secretaría de Gestión de Riesgos.

“Parecía que el cielo se nos iba a caer encima”, comentó Laura Jiménez, moradora del suroeste de la ciudad.

Gonzalo Flores, su vecino, mencionó que en el sector los estruendos se sintieron hasta la madrugada. “A uno le da hasta miedo porque suena durísimo el cielo, ya son cosas de la naturaleza”, dijo.

Las tormentas eléctricas y los estruendos en la urbe han incidido en la demanda de pararrayos, artefactos de acero inoxidable que atraen energía.

“Los dispositivos atraen los rayos para que la descarga vaya a tierra y así no afecte ni a las personas ni a las construcciones”, explicó Plutarco Segura, quien trabaja en una empresa que distribuye los equipos en el norte de Guayaquil.

Generalmente, estos aparatos se instalan en edificios y viviendas altas, tienen un promedio de vida útil de diez años y el costo varía según la marca y el diseño. Hay desde $ 150.

La tarde del domingo, la tormenta eléctrica causó apagones cortos en ciertos sectores del Puerto Principal, como en la ciudadela 9 de Octubre.

“Cuando se sintió el estruendo, se apagaron las luces, después de un ratito hubo de nuevo luz”, comentó un habitante.

A más de anegaciones, durante el invierno en la ciudad se han caído árboles. (I)

Detalles
Temporal

Prevención
En caso de lluvias acompañadas de tormenta eléctrica, los expertos recomiendan buscar refugio en el interior de las casas, evitar el contacto con dispositivos electrónicos u objetos conductores de electricidad.

En áreas abiertas
Si se ubica en zonas abiertas, no busque refugio bajo algún árbol aislado, salga del agua y dentro de autos, aléjese de las ventanas.

http://www.eluniverso.com/